Guía para el cepillado y cuidado del pelo de tu gato

Como ya lo hemos mencionado antes, cepillar a tu gato le otorga a él muchos beneficios en su salud, ya que de esta forma el no ingiere tanto pelo cada vez que se acicala, ingesta que a largo plazo puede formar bolas de pelo en el estomago o en el intestino que le puede ocasionar estreñimiento o vómitos. En días pasados algunos seguidores nos preguntaban sobre como cepillar a su gato, es por eso que hemos decidió hacer una breve guía para cepillar a tu gato.
A la mayoría de los gatos no les gusta estar despeinados y por lo mismo le dedican mucho tiempo a su cuidado de imagen personal; pasan más de 4 horas diarias acicalándose para lucir siempre radiantes, para esto es esencial la colaboración de su amigo de dos patas (tú). Ayúdalo a lograr su objetivo y cepíllalo regularmente. Por lo menos 4 veces a la semana (aunque lo puedes hacer diario siempre y cuando sepas como hacerlo).
Lo primero que debes hacer es seleccionar la herramienta adecuada para cepillarlo. Esta selección la debes realizar en base al largo o corto del pelo de tu gato. A los gatos de pelo corto les funcionan muy bien los cepillos de púas con cerdas cortas y rígidas. A los de pelo largo les funciona mejor los de púas suaves con cerdas largas y espaciadas o un peine con dientes anchos; existen unos con dientes de teflón que se deslizan suavemente por el pelaje de tu gato.
Cuando comiences a acicalarlo es importante que consideres los siguientes tips.
  • Elije una habitación pequeña en la que te puedas encerrar con tu gato para impedir que salga corriendo. Todo el pelo que vayas retirando con el cepillado lo puedes ir depositando en una bolsa de plástico, de esta forma no tendrás que salir a limpiar el cepillo arriesgando con esto a que tu gato se de a la fuga.
  • Los gatos tienen una piel más delgada que la de nosotros o que la de un perro, por tal razón debes de tener muy presente que jamás debes de cepillar la misma área por más de un minuto, pues podrías lastimar su piel o hasta provocar calvicie en esa área.
  • Siempre que cepilles debes hacerlo en la dirección del crecimiento de su pelo. Es decir si en sus patas el pelo crece hacia abajo, debes de cepillar con dirección descendente.
Existen unos guantes para acicalar que además de ayudarte a eliminar el pelo muerto te ayudan a quitar el polvo y la suciedad y son muy buenos para utilizarlos en sesiones largas, ya que tu gato piensa que lo estas acariciando.
No olvides que también existen las toallitas húmedas que te ayudaran a reducir la caspa que tu gato tiene en su pelo, las más recomendables son las que tienen aloe vera o vitamina E para mantener su pelaje suave y brillante.
La mejor forma de finalizar con su sesión de cepillado es frotando su pelo con un paño suave de gamuza para añadir brillo a su pelo.
Tu gato dedica mucho tiempo a su limpieza y a su belleza ayúdalo para el este tema de su apariencia es muy importante, el te lo agradecerá.

Posted by
admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *